miércoles, 24 de abril de 2013

La Habana: Un Primer Vistazo a Esta Fascinante Ciudad (P1)


La Habana, siempre me llamó la atención, muchos amigos me habían hablado de ella, unos mas entusiasmados que otros, pero la mayoría coincidía que La Habana es una ciudad con un encanto especial, que hay que conocer y aprender a conocerla.

Casona en La Habana
Llegamos en un vuelo via Panamá. Desde que uno pisa el aeropuerto sentimos que entramos a una maquina del tiempo y que retrocedimos 20 o 30 años.

Replicas de placas de autos
Nos hospedamos en el distrito de Miramar, en el Hotel Quinta Avenida, un hotel grande pero también congelado en el tiempo. Esa misma tarde, no nos aguantamos mas y partimos a La Habana Vieja a dar un primer vistazo a la ciudad, la cual sentí que me esperaba hace muchas años, llena de contrastes, donde la imagen de El Che Guevara y los lugares donde estuvo Ernest Hemingway son parte importante de su historia.

Ciudadano cubano personificando a "El Che" Guevara
Restaurante donde se promociona con la frase
"Aquí Jamás Estuvo Hemingway"
La Habana se fundó el 19 de noviembre de 1519. La ciudad resurgió en varias ocasiones desde los escombros a la que era reducida, cada cierto tiempo, por piratas y corsarios franceses. Fue en 1561 cuando la Corona Española decide que esta ciudad sea el lugar de concentración de los barcos españoles, antes de partir en flotas, con destino al continente europeo, llenos de oro, plata, lana, esmeraldas, papas, cacao, entre otros productos saqueados del nuevo mundo. Es por ello que se decide amurallar la ciudad con el fin de proteger sus bienes e intereses.

Hermosas construcciones adornan la Calle Amargura
Durante el S. XVII la ciudad se engrandece con construcciones monumentales, tanto civiles como religiosas. El Convento de San Agustín, El Castillo de El Morro, la Hermita del Humilladero, El Monasterio de Santa Teresa, el Hospital de San Lázaro, son algunas de las obras arquitectónicas que se levantaron en la capital.

La industria tabacalera es una de las principales en Cuba
Alrededor de 1850 Cuba comienza un auge económico gracias a la industria azucarera y tabacalera, lo que llevó a ser un país enormemente rico, Cuba era mas rica que nunca y La Habana fue el vivo retrato de esta riqueza y prosperidad.

Colorida y descuidada calle habanera
Desde el triunfo de la Revolución en 1959, comandada por Fidel Castro, Cuba sufrió grandes transformaciones sociales, principalmente enfocadas en la mejora de la educación y salud. Contrariamente la construcción de viviendas sociales y la economía de sus pobladores disminuyo drásticamente.

Luego de la revolución del 59 la
construcción de viviendas disminuyó
Cuando colapsa la Unión Sovietica y sus aliados de Europa del Este en 1989 Cuba se sumió en una crisis económica, la solución a este problema estaba en resurgir el turismo en la isla, lo que obligó al gobierno cubano a invertir grandes sumas de dinero en este sector.

Grupo musical cantando en "La Bodeguita del Medio"
Recorrimos a pie gran parte de la ciudad y terminamos el día tomando unos deliciosos mojitos en la famosa “Bodeguita del Medio” al ritmo de un grupo de música cubana que no hizo mas que alegrarnos cada sorbo de este típico brebaje cubano hecho a base de hierba buena y ron.

Cena con "Buena Vista Social Club"
La noche no pudo ser mejor, cenamos camarones y langostas mientras disfrutábamos con la música de parte de los miembros de la mítica banda cubana “Buena Vista Social Club”, que mas podíamos pedir para un primer día en La Habana, había sido sensacional.

Iglesia de San Francisco de Asis
Al día siguiente, luego de recuperar el sueño perdido, partimos nuevamente hacia la Habana Vieja, sin ninguna brújula, simplemente a recorrer sus calles y conocer un poco mas a su gente.

La Habana es un museo al aire libre de autos antiguos
Quede sorprendido con el desfile de autos antiguos que observamos frente al Capitolio, el cual data de 1929 y se construyó como sede del senado cubano. Autos de colección, unas verdaderas joyas. Cuba y sobretodo La Habana está plagados de estos, pero en el Capitolio se muestran los mejores, los “mas parados” con el fin de cautivar a los turistas y visitantes a pagar una buena cantidad de dinero por darse el gusto de pasear sobre ellos por la ciudad.

Auto de colección frente al Capitolio
Continuamos nuestro recorrido con una obligada parada en “El Floridita” (1817) donde el mismísimo Ernest Hemingway inmortalizó su daiquiri con una frase escrita de su puño y letra "Mi mojito en La Bodeguita, mi daiquirí en El Floridita". En el rincón donde el famoso escritor de “El Viejo y El Mar” solía sentarse hoy encontramos una estatua de bronce a tamaño natural con su figura apoyada en la barra.

Estatua de bronce de Hemingway en el Floridita
Frase de puño y letra del mismísimo Hemingway que inmortalizó el
Mojito de La Bodeguita y el Daiquiri de El Floridita
Seguimos por la calle mas famosa y populosa de La Habana, “Obispo” donde encontramos algunas tiendas de marcas como Adidas, Converse, Oscar de la Renta, entre otras a precios inalcanzables. Entremezcladas con panaderías, tiendas de ropa y algunos pequeños almacenes estatales con poca  mercadería y congelados en el tiempo, definitivamente un gran contraste.

Arquitectura colonial en La Plaza Vieja
Cruzamos por la “Plaza Vieja”, la cual cuando se construyó en el año 1559 y se llamó, en un principio, “Plaza Nueva”. Este bello espacio fue la zona residencial de la aristocracia en la época de la colonia. Su hermosa arquitectura está representada por edificios coloniales de los siglos XVII, XVIII y XIX.

Catedral de La Habana
Terminamos el día en la “Plaza de la Catedral” donde emerge la hermosa “Catedral de la Habana” (1748), perteneciente a la iglesia católica. La plaza que la rodea alberga mansiones que pertenecieron a la oligarquía española en la época de la colonia. En sus alrededores encontramos el “Palacio del Marqués de Arcos”, “La Casa de los Condes de Casa Bayona” (hoy Museo de Arte Colonial) y la “Mansión del Marqués de Aguas Claras”.

Paseo del Prado
Tomamos mas de una deliciosa Piña Colada en el bar del hotel “Plaza Catedral”, al caer la noche partimos con destino al hotel, había sido un día muy intenso y nos tocaba descansar, estaba fascinado de lo que había visto y vivido en mis dos primeros días en La Habana, y lo mejor de todo era que aún faltaba mas.

Continuará……


Los autos antiguos son parte del atractivo de La Habana
Llamativa señora de La Habana
Detalle de edificio habanero

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Espero sus comentarios

Se ha producido un error en este gadget.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...